BLOG

Capítulo XI:Krilín,Zero Records, El Backliner y la fiesta «Destroza Mi Casa»

Después de nuestras discrepancias con La Monja y otros productores discográficos de la misma estirpe el grupo ya andaba algo desesperado, no encontrábamos a nadie que se adaptara a nuestras necesidades.

Paquito M. ,responsable del Custom Café nos recomendó a Krilín imageGamusinos que empezaba a producir algunos grupos interesantes como Desgana o La Porquería.

Quedamos con Krilín una tarde sobre las 20:00h, pero llegó con 35 minutos de retraso, era un tipo excéntrico con multitud de tatuajes, siempre llevaba llamativas camisas hawaianas con las mangas rotas , vaqueros con parches y chancletas a la moda,era simpático y con fuerte personalidad.

Leer más »Capítulo XI:Krilín,Zero Records, El Backliner y la fiesta «Destroza Mi Casa»

Capítulo XII: Albano Pelillas, La WWE y Cómo librarse de un contrato discográfico.

Seguíamos haciendo promo con nuestro CD,el grupo iba subiendo poco a poco,lo normal para una formación que saca su primer disco, pero nosotros teníamos prisa, ansia viva por llegar no sé donde para hacer no sé qué.

Nuestra obsesión era salir en Los 40 Carcamales,nos iba la vida en ello,creíamos que eso era garantía para ser unas estrellas en el fabuloso mundo del pop español.

A consecuencia de las reiteradas «relaciones púbicas» de algún miembro del grupo vino a vernos a uno de al-bano pelillasnuestros conciertos un Arquitecto Técnico que había intentado triunfar como artista en su juventud pero no obtuvo el éxito esperado,así que se había pasado al lado oscuro de la fuerza, ahora era productor discográfico.

Siempre que podía sacaba a la palestra su titulación universitaria, coño, no sabía tocar un puñetero instrumento pero el gachí podía construirme una casa, pues que se hubiera puesto a hacer adosados, no discos, copón bendito!.

Se llamaba Albano Pelillas, era una mezcla de Francisco Granados con el ex marido de Romina Power Ranger pero este no cantaba en italiano, su forma verbal preferida era el imperativo más el pronombre , usaba constantemente expresiones como Hagámoslo, timémoslo, morreémoslas,engañémoslos, jodámoslos etc…

Leer más »Capítulo XII: Albano Pelillas, La WWE y Cómo librarse de un contrato discográfico.

Capítulo XIII: Sobre Puticlubs, Consejos de Guerra, Salas de Fiestas y Presentar Discos en Directo……

Continuábamos viviendo los 5 miembros del grupo en el piso de 57 metros cuadrados cercano a Atocha, cuando alguien se quería desmarcar del camino establecido por la banda  buscando un trabajo estable al margen de la música o haciendo alguna otra actividad remunerada paralela en el mundo real, el resto del quinteto le cogía y le hacía lo que llamábamos «Consejos de Guerra» , aquello si que era jodido.

Se agarraba al paisano  y se le reventaba el cerebro a base de argumentos poco sólidos diciéndole consejoque si se le ocurría realizar otra actividad considerada normal se olvidara del grupo, sólo faltaba ponerle al sujeto los focos  en la cara a lo Conspiración de Mel Gibson, solía ser por la noche en casa cuando no había nada mejor que hacer…

Aquellas depuradas técnicas de maltrato psicológico le dejaron a más de uno  la azotea trastornada de por vida, normal, eran unos métodos  propios de los espías rusos en la Guerra Fría, se seleccionaba al individuo y se le devolvía al camino correcto de tocar por tocar, de no cobrar un puto duro y de vivir en el mundo irreal del rock and roll,el enfrentamiento siempre era de cuatro contra uno,y nadie se aliaba nunca con el débil came to me, le podía tocar a cualquiera,te ibas a la cama calentito, yo sabía que esto tarde o temprano nos iba a pasar factura sin Iva.

Leer más »Capítulo XIII: Sobre Puticlubs, Consejos de Guerra, Salas de Fiestas y Presentar Discos en Directo……

XIV: Cómo Conseguir un Contrato con una Multinacional Discográfica y Comerse una Multa sin Salsa.

El Arquitecto metido a productor discográfico (Capítulo XII)  nos llamó un lunes por la mañana (como si hubiera encontrado la piedra filosofal o estuviera teniendo un orgasmo a lo Meg Ryan en  Cuando Harry Encontró a Sally) diciendo que ya había seleccionado las canciones para el nuevo disco y que íbamos a meggrabarlo en Italia en el mes de enero.

El señor Pelillas (que así se llamaba este individuo) insistía en que debíamos buscar una seña de identidad que distinguiera al grupo del resto de conjuntos músico-vocales patrios.

Aquel hombre continuaba obsesionado con Los Beatles, no se le ocurrió nada mejor que sugerirnos que nos vistiéramos todos de blanco y negro y así lo hicimos (menos mal que no dijo que nos rapásemos la cabeza o nos sacáramos la chorra en los conciertos porque con lo desesperados que estábamos lo hubiéramos hecho igualmente).

Leer más »XIV: Cómo Conseguir un Contrato con una Multinacional Discográfica y Comerse una Multa sin Salsa.